Seguidores

Slider automático cabecera

domingo, 29 de abril de 2012

Incluso cuando no es necesario

Desde que nací llevo oído bastantes veces que el Real Madrid lleva más de cien años robando. Englóbese en el concepto de ese gerundio, quitarle jugadores a otros equipos, árbitros predispuestos a ver lo que sea favorable para ellos, o bien, medios de comunicación uniformados con la camiseta oficial colocada debajo de la chaqueta y vendiendo a la población lo que les apetezca en cada momento, aunque sea subjetivo a más no poder y huela a merengue que apeste.

Es la primera vez que le diré a un lector que si no le apetece lo que está leyendo, lo siento de corazón, pero puede irse a la web de marca, por ejemplo si pretende leer que la vida es color de rosas.

Que el Sevilla FC ha acudido a la capital de España sin un defensa lateral derecho de primera división es una obviedad que no lo puede negar nadie. Que Coke juegue titular y gane un millón de euros neto en un país donde hay más de cinco millones de parados, manda cojones. Que juegue Coke no sé si es culpa de él, del entrenador que lo pone, del responsable que lo trajo o del responsable que no cesa al responsable que lo trajo. 

Que casi todos los equipos que han pasado este año por el Bernabeu han caído derrotados, tampoco es decir nada nuevo.
 
Que al Bernabeu no se puede llegar cuatro veces en clara superioridad al área rival y desaprovecharlas todas de manera tan inocente, pues te hace evidenciar que así no puedes traerte nada positivo de allí. Obvio, máxime cuando el R.Madrid no hace lo mismo contigo.

Que con el partido resuelto, tengas un contragolpe a favor y con un jugador rival en el suelo (Arbeloa) y mandes el balón fuera cuando previamente te han hecho una falta que te ha costado el tercer gol con dos jugadores tuyos en el suelo y el rival no haya hecho lo mismo, supongo que si vas d eingenuo por la vida, poco puedes sumar en este deporte.

Para terminar con el análisis deportivo, destacar la buena media hora que Luis Alberto realizó ya con el partido resuelto, así como los buenos veinte minutos que ofreció Campaña, que dotó al equipo de una mayor fluidez en la salida del balón respecto a cuando estaba Deivid sobre el campo. Del partido, otro más de Ivan Rakitic, me abstendré de hacer más comentarios repetidos una y otra vez durante esta temporada.

Un análisis del encuentro puede ser la diferencia de efectividad, sinónimo de la calidad de los futbolistas, pero otro análisis del mismo partido, con el mismo lateral derecho (Coke) y con el partido completo de Rakitic podría ser el de la influencia del colegiado, Mateu Lahoz en el resultado final.

Y quiero resaltarlo en este mi blog, porque no lo váis a poder ver en las noticias, ni en prensa ni en radio, ni en ningún otro medio rendido al servicio del Real Madrid. Allí veréis las pataditas de jugadores portugueses al balón junto a la banda, sin que le estorbe ningún rival.

Minuto 3 de partido: gol anulado a Fazio sin saber aún el por qué. El motivo oficial obedece a una inexistente falta de Negredo a Pepe. Ver para creer. Si nos vamos al análisis simple, la primera parte hubiese finalizado con empate a uno. Y no hablo de las ocasiones desaprovechadas por el Sevilla ni el gran acierto de los buenos delanteros que tiene el Madrid. Por cierto, muy buena primera parte de José Antonio Reyes en la interpretación de los contragolpes, así como en la faceta de pasador.

Segunda mitad, minuto 48: gol del Madrid. Qué le vamos a hacer si tenemos a Coke en nuestras filas. La infinidad de goles que nos han hecho este año desde nuestro costado derecho clama al cielo.

Minuto 50. Posible falta de Marcelo a Reyes cuando ataca el Sevilla. No pasa nada. Roba Coke y la patada de Ozil que derriba al defensa clama al cielo sin necesidad de que obre repetición alguna. Sigue la contra y Benzema remata sin oposición alguna el tercero del Madrid cerrando el partido.

Vuelvo a recordar que la intervención de Mateu Lahoz hace que en lugar de ir el partido en el minuto 50 con un 2-1, hace que vaya 3-0. Eso se llama influir en el marcador, pero aún hay más.

Minuto 60, Granero ya tiene cartulina amarilla y derriba sin balón, cuando es desbordado por Reyes, con su rodilla a la altura de la rodilla del utrerano. Segunda tarjeta amarilla de manual básico de árbitro. 

El Madrid se tendría que haber quedado con diez futblistas, 2-1 en el marcador y media hora aún por jugar, aún con todo lo que había desaprovechado el Sevilla FC en la primera mitad.

Pues en el minuto 61, el partido sigue 3-0 y el Madrid con once jugadores. Por cierto, que la tarjeta de la acción anterior se la llevó Cala por protestar. Volver a ver para creer.

Media hora por delante, con 2-1 por debajo en el marcador y con uno más, pues que queréis que os diga, que al menos el equipo hubiese seguido muy vivo, situación opuesta a perder 3-0 y once contra once. Una vez más, ver para creer.

Cristiano Ronaldo ha reclamado no menos de tres penalties. El árbitro interpreta que ninguno de ellos lo es. En lugar de amonestarle (quinta amarilla y no jugaría en Bilbao), dialoga con él porque es un estamento superior y le dice que no se tire más, tras las tres o cuatro caídas dentro del área. Volver a ver para creer.

Claro, luego los medios informativos al servicio del Madrid, alaban a este árbitro y dicen que le encanta a Mourinho. Joder, así me encantaría hasta a mí para disfrutar de mis pachanguitas.

Y esto fue todo. 

Los que sois habituales por aquí sabéis que no justifico la situación deportiva del Sevilla FC, es más la he cuestionado y bastante este año, pero el análisis de hoy debe de ir más allá de las ocasiones desaprovechadas en la primera mitad, de la diferencia de calidad entre las plantillas, o del mal hacer de Coke, y es que, aunque pueda no gustar o entenderse, el árbitro del encuentro Mateu Lahoz sí ha influído decisivamente en el resultado del partido.

4 comentarios:

@cesarvizcaino dijo...

Muy buena crónica Julian.

Desde el tremendo respeto que te tengo,porque me pareces una persona que siempre intentas argumentar,cosa bastante difícil hoy en día, me vas a dejar que te haga un par de puntualizaciones.

Creo que es una mentira contada mil veces, lo del lateral derecho.

No es cierto que se diga que el Sevilla no tiene plan B y criticar la planificación.

Incierto.

El Sevilla vende a Cáceres y se trae a Cala. que jugó por cierto titular ante el Levante.

El Sevilla planifica a dos jugadores para ese puesto.
Coke y Cala, que es el elegido, con un perfil muy similar a Cáceres, pudiendo jugar en dos posiciones, y además pedido en su momento, criticando por algunos el año pasado, debido a que no entendian la pésima planificación del años pasado, estando Sergio Sanchez y Cáceres para el lateral, y Cala en el Cartagena.
Porque Martín Cáceres,no fue fichado como lateral, fue fichado como central, y fue Manzano el que lo adapta a ese puesto,criticado públicamente incluso por el propio jugador, que luego acabó titular del campeón de América de lateral izquierdo.

Y crónicas, haberlas, haylas.

Discutamos sobre la calidad y rendimiento de Coke y Cala, la acepto, pero por favor, no hablemos de mala planificación para el puesto, porque creo que se es tremendamente injusto.


Nosotros no podemos hablar de bajas, de arbitros o de nada.

Negredo,
Ese penalty ante Levante, y esa jugada hoy que hace que pasemos hoy del 1-1 al 2-0 al comienzo de esa segunda Mitad.

Una pena.

Si crees que se va a permitir bajar los brazos, de verdad, estamos muy equivocados.

Yo espero sumar los 9 puntos.
me juego con el que quiera que da plaza en europa por 9 año consecutivo.
Algo muy poco valorado, a pesar de fallar bastante en algunos fichajes y sobre todo en entrenadores.

Un abrazo y enhorabuena otra vez por tu crónica

Eso es el fútbol.

Julián Ruiz dijo...

A/A cesarvizcaíno
Muchas gracias por tu comentario y sabes que, como bien dejas entreveer, con buena predispoisición y argumentos, siempre hay gans de hablar de fútbol o de nuestro Sevilla, que es lo que realmente nos importa.

Lo fácil es caer en el insulto y pienso que eso es un error.

Saludos.

Ravesen dijo...

Me ha parecido un post sensacional. Tocas todos los palos, procuras ser justo en las apreciaciones y tratas de dar a cada uno lo suyo, lo que le corresponde, ni más ni menos.

La verdad es que no resulta fácil encontrar una crónica tan completa.

Enhorabuena.

Un saludo.

Julián Ruiz dijo...

A/A Ravesen
Muchísimas gracias por tus palabras. Todo un halago.

Saludos.